3 comentarios

«Sin pensarlo mucho»

De inmediato se desplomó, cubierto de sangre, e intentaba sin éxito tomar una última bocanada de aire. En cuestión de microsegundos las luces se transformaron en un único resplandor, que, como estrella fugaz, desvaneció.

Pensando aquí y allá me cuestiono lo que con ligereza llaman vida; por considerarla un tránsito colmado de circunstancias, las cuales contienen acciones que definitivamente no suelen ir más allá de lo operativo y utilitario, a los efectos de preservar y reproducir “la vida” misma; aquel transito que se enrumba es difícil que se detenga, en su sentido sinsentido y sin algún utópico pero comprobable fin ulterior.

Incongruente e impersonal es la sonrisa de muchos antes un problema, tan descontextualizada como aquella que se encuentra enmarcada en los tétricos cuadros de aquellos payasos a los cuales dibujan una lagrima sobre sus mejillas.

ImageMe gusta terminar algo por donde comienza, imaginando al individuo frente al hospital tembloroso y enceguecido por las luces de neón que bordeaban la entrada de urgencias.

Gotas de sudor corrían por sus dedos hasta precipitarse en el suelo. Al notar que no había nadie lo suficientemente cerca, tomó un cuchillo para seccionar su cuello con un corte ejemplar, limpio.

Quizás pensaba que debía encontrar aquello a lo que aferrarse; aquella cosa, persona o lugar que le fascinase y generara paz. El amor de su vida… aquel que, si se quiere, sería eternamente único y platónico.

Hizo todo…

«Sin pensarlo mucho»

4 comentarios

Hoy.

Hoy, quiero acariciar la imagen que protejo en mi memoria, quiero celebrar cada sonrisa, cada momento, cada minuto que transcurrió mi mundo sobre tu mundo.

Hoy, quiero sonreír ante la fantasía de haber sido parte de tu risa, cuando en realidad, fuiste la quimera de este indigente de esperanzas.

Comienzo a preguntarme ¿Cómo se detiene el tiempo? Cuantas cosas que antes no se dijeron, se podrían decir, cuantos momentos que no aprovechamos se pueden poder vivir. El tiempo es sanguinario e irónico; mercenario de utopías, que flagela el cargamento de nostalgias, el morral de interrogantes que se vuelven pesadas.

Hoy, que me enfrento al tiempo,  solamente me quedan estas manos desnudas, tocas, sin ti… Y con ellas, resumiré  todo lo que un día viví contigo.

Fuiste herrera de imposibles, pintaste el mundo ideal con pinceladas tan hermosas que ni mi propio universo pudo colocarlo mejor.

Mientras tanto, los minutos corren, la espera avanza, mi sonrisa espera volver a ser la misma cuando por fin escuche tu voz. Nunca olvidaré los momentos y sigo aquí al lado de tu cama esperando que tomes mi mano.

Solamente me queda sonreír entre lágrimas, mientras abrazo tu recuerdo. 

 

                            Abuela, te seguiré a donde vayas, donde quieras ir allá estaré. 

Deja un comentario

Tuit con imagen: “Besar a esa persona y sonreír a mitad del beso”.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

A veces solo necesitamos que ese momento se detenga, se repita y se reproduzca.  Solamente eso pedimos. 

 

3 comentarios

Ese momento…

Aquí estamos en el lapsus entre <Querer y tener>, en ese segundo donde nos quedamos sin saber a dónde ver, en ese segundo pasan tantas cosas como lo siguiente:

Cuando las palabras comienzan a sobrar, siendo el significado de algunas relevantes para algunos… El aire se torna viscoso las manos se vuelven vulgares ante la frescura de lo simple, cuando la magia sea un artilugio infantil, sin ser espectro de misterio… En ese justo momento es hora de arriesgar el cosmos, transformándose en lo que alguna vez fuimos, nada.

Allí cuando la camisa de fuerza de nuestra conciencia, se comienza a desabrochar poco a poco… dejamos que fluya el encuentro entre la alegría y el llanto, dejando la licencia contundente para soñar y caminar por pinceladas fantásticas.

Mientras somos capaces de retirarnos los lentes de nuestros instintos, encontramos que la serenidad nos secuestra los parpados, haciéndonos cautivos de la paciencia de esa piedad que los segundos monótono se han transformado en caballos infernalmente veloces para complacer la seguridad de nuestra rutina… cuando sea retira la mordaza del alma, volvemos a lo que fuimos, retornando a lo que pretendemos ser…

Cuando el alma desnuda ante nosotros mismos, no queda más que contemplar el dibujo de nuestra propia paz, sin caretas, ni colores… sino dejando que el crisol de nuestra esencia haga auroras en nuestras bocas y leves trazos en nuestros dedos.Image

Es el vacio, es la nada. Ya no quedan más recuerdos y el destino se transforman en vestigio de un ahogo constante.

Tengo desnuda el alma, me desprendí de los artilugios que obstaculizan nuestro caminar. Pocos comprenderán esto que se escribe, sin embargo lo importante no es que cada letra concatena, sino lo que cada línea calla. Muchos quieren la libertad, algunos logran observarla… pocos logran seguirla pero nadie es capaz de traducir su oración eterna: Es cuando se despega hacia el vacio para besar a lo incierto.

Es entonces cuando volvemos a la realidad y nos damos cuenta, que alguien nos dice “¡ALO! ¿Escuchaste lo que dije? “y simplemente decimos sí.

1 comentario

Lineas Cortas.

Seguir escribiendo esto, que para algunos no significa nada, y tratar de hacerlo fulminante, aunque, en sí, no tiene gracia alguna.

Es producto de las copas de vinos, esperando seguramente ser consumidas, para que por obra y gracia, aparezca algo infinitamente finito… como el amor.

Nadie es de hierro, pero por lo general muchos lo aparentan para intentar no ser vulnerables.

 

8 comentarios

Todos merecemos ser leídos.

Buenas noches.

Invito a todas las personas con menos de 2.500 seguidores a enviar su tweet.

Este debe contener:

  • Excelente redacción.
  • Excelente ortografía.
  • Coherencia de ideas. 

Seleccionaré los 15 mejores y a lo largo del día 13 de mayo serán retuiteados.

 

(Pueden ser tweets viejos o recién hechos) 

Deja un comentario

Sociedad de ratones.

La vida humana es  impensable fuera de lo social. Los individuos no pueden existir en una isla árida de un aislamiento completo y permanente. Los hombres se necesitan unos a otros para sobrevivir y vivir como seremos humanos. Esta dependencia mutua hace que sea necesaria de alguna forma de cooperación reglamentada y, por lo tanto, alguna forma de sociedad

El hombre es un ser social, eso comienzo a dudarlo. ¿Pero qué es exactamente la sociedad? Se escribe tan fácil y básico pero intento dar la respuesta y se vuelve confusa como una de esas preguntas sobre la naturaleza de las cosas que aunque parezcan inocentes son ciertamente molestas y estamos completamente acostumbradas a ellas, pero ante ellas nos encontramos embarazosamente inarticulados, a pesar de que son importantes sin ninguna duda para nuestra vida cotidiana y para que podamos comprendernos a nosotros mismos.

Actualmente, la naturaleza la sociedad es un problema del que se preocupa 1 de cada 100 personas de la que habitan un lugar –los otros 99 la destruyen- es una tarea que se desborda hacia el resto de actividades de nuestro día a día, donde la historia y filosofía son la meca en está categorías. Existen, por lo tanto, una multiplicidad de fuentes diferentes que se encuentran bastantes desordenadas y que intentan descubrir algunas pistas que nos ayuden a comprender la vida social. Pero la saturación de no atención no ha podido establecer una alternativa para no destruirnos lentamente. A pesar de la riqueza que algunos suelen llamar, internamente somos miserables y pobres.

Todo comenzó a partir del influyente análisis de Aristoteles donde hace la pequeña ciudad-estado de la Grecia clásica y podemos venir más a la actualidad con Alfred Schutz en el siglo XX.

Comienzo a terminar de escribir está idea y me pregunto. ¿Dónde están los filósofos de hoy en día?  Donde fue el error para sentir como una crisis en Norte América inició el epicentro de la crisis en Europa entera. Es ilógico, pero una breve realidad. Alocada, como poco de ustedes.